Invisalign: ortodoncia invisible

El tratamiento Invisalign consiste en una serie de alineadores prácticamente invisibles y extraíbles que se cambian periódicamente por un nuevo juego de alineadores.


La ortodoncia invisible, Invisalign, es la alternativa a los brackets.


Cada uno de los alineadores se fabrica específicamente para tu problema, y solo para tus dientes. Conforme vayas cambiando de alineador, tus dientes se irán moviendo, poco a poco, semanas tras semana, hasta que estén alineados y en la posición final prescrita por el ortodoncista. Además, un plan de tratamiento virtual 3D (gracias al software ClinCheck®) te muestra los movimientos que seguirán tus dientes durante el tratamiento. Esto te permite saber desde el principio el aspecto que tendrán tus dientes al final del tratamiento. A partir de los resultados del programa ClinCheck, se fabricarán los alineadores transparentes y hechos a medida, específicamente para ti.


Aunque existen muchas opciones de ortodoncia invisible en el mercado, no hay ningún tratamiento tan cómodo como Invisalign.


Invisalign es la mejor manera de transformar tu sonrisa sin alterar tu vida cotidiana.

Los beneficios de Invisalign:

A medida: los aligners se fabricarán a medida para tus dientes a partir del diagnóstico de tu ortodoncista.
Eficaz: los beneficios de una mejor sonrisa se perciben desde el inicio del tratamiento con invisalign.
Removible: los aligners Invisalign se pueden extraer para: comer, beber, cepillarse los dientes y pasar el hilo dental.
Cómodo: Invisalign es cómodo ya que no hay brackets ni alambres que puedan irritar tus encías o el interior de tu boca.
Estético: tus dientes se van alineando sin que tu estética dental y facial se vea afectada.
Facilidad de higiene dental: podrás disfrutar de tus comidas sociales sin la molestia de la comida entre los brackets, pudiendo cepillar tus dientes y pasar el hilo dental como de forma cotidiana.

Invisalign, ya disponible en Clínica Martos Bances